La Gran Ola. De Katsushika Hokusai (1760-1849)

Uno de los iconos del arte japonés mas famosos a nivel
mundial es “La gran ola de Kanagawa”. Que es la imagen que usamos aquí en Anime Project para
clasificar las noticias de Cultura Japonesa.

Les dejo un pequeño artículo sobre La gran ola de Hokusai.

A la edad de sesenta y ocho años, viudo y sin dinero, debido a que su nieto
había gastado todo en una vida bastante licenciosa; Tokitaro mejor conocido como Katsushika Hokusai o simplemente Hokusai, debió
regresas a trabajar, habiendo vendido y heredado ya su nombre a uno de sus alumnos. Ahora se encontraba asilado en un templo, donde en compañía de su hija sufrían
los malos momentos económicos……

La vida de hokusai en cierto momento cómoda, debido
a su gran talento que lo hizo ser uno de los representantes más importantes del
estilo Ukiyo-e o mundo flotante (aquellos grabados japoneses que
representaban la hermosa vida llena de gozo y prosperidad de los habitantes de Edo [antiguo nombre
de Tokyo]) habían terminado.

Así pues, dispuesto a trabajar y salir adelante, junto con el
que publicara gran parte de su obra planearon sacar una compilación de treinta
y seis vistas sobre el monte Fuji (de las que después agregarían diez mas), en parte porque el monte Fuji tiene un
simbolismo no solo estético sino debido a su importancia religiosa, ya que en
el shintoismo las montañas son sagradas y siendo el monte Fuji la montaña mas
alta (ahí se realizaban y aun se realizan peregrinaciones) era un buen motivó
que seguramente generaría buenas ganancias.

Siendo en el año de 1829 el año en que sacaran “Treinta
y seis vistas del monte Fuji (Fugaku Sanju-roku Kei)” dentro de esta colección de
paisajes en diferentes áreas donde el motivo principal era el monte Fuji
destaco

“La Gran Ola de
Kanagawa”
la obra que Hokusai realizara con un plan muy geométrico e influenciada
en algunos aspectos por obras occidentales que apenas estaban llegando a Japón, gracias a la apertura que estaba teniendo el país.

La composición
en la cual usa perspectiva y creando el efecto de profundidad con un monte Fuji
al fondo, la pintura tradicional japonesa no usaba la perspectiva lo que la hacia plana. En la pintura se pueden ver tres barcos y a los diminutos pescadores en su interior
que transportan el pescado a Edo a toda
prisa. Así, una de las tantas escenas del trabajo diario se inserta sobre
el paisaje, durante esta colección de imágenes se puede ver agricultores y demás
gente haciendo sus labores cotidianas.

Estas impresiones en tinta de colores
sobre papel mide en su versión original 26.7 x 37.9cm. y fue realizada entre
los años 1829 y 1832 hay que aclarar que estas imágenes se imprimían en una tablado,
en la cual se pegaba el dibujo para después tallar la madera, lo que nos dice
que en realidad el dibujo original fue destruido al hacer la placa de impresión.
Actualmente quedan muy pocas reproducciones de buena calidad ya que con el uso
se iba desgastando la impresión original y las impresiones por ende se iban
deteriorando, una de estas en la cual se pueden apreciar todos los detalles del
dibujo se encuentra en la exposición permanente del Museo Metropolitano de
Nueva York.

Algo que habrá de
recalcarse, es que esta no fue la primer ola que Hokusai realizara debido que a
lo largo de su obra se pueden encontrar bastantes de estas. Pero esta es una
bastante significativa ya que el momento en que la ola arremete contra los
pescadores le origina un gran drama y en momentos más pareciera un instante
congelado, una fotografía y este era un concepto que en Japón no se había
explorado tanto en esa época.

Mucho se dice de la obra, entre las varias características de esta es;
que para agregar mas dramatismo la ola aparece de el lado
izquierdo y que esto se debe a que como en Japón la lectura se hace de derecha a izquierda,
la impresión de encontrarse una gran ola en el lado izquierdo, le daría mas impacto al publico japonés
(al cual estaba dirigida toda esta serie de grabados). Esto algunos expertos le hallarian explican a la peculiaridad de que si los pescadores se dirigían a Edo ¿porque pareciera que en realidad
van en sentido contrario?, mi conocimiento de la geografía japonesa es bastante limitado,
pero es cierto que

Tokio se encuentra arriba de Kanagawa, al norte. Algunos han encontrado lo que podría ser un segundo monte Fuji entre las olas y si se ve detenidamente se puede apreciar este
monte en la parte inferior izquierda debajo de la gran ola.

Esta pintura, en muchas ocasiones la ponen como un ejemplo de lo que
puede ser un tsunami, pero en realidad los tsunamis no siempre se manifiestan en
grandes olas, en un estudio que realizaran algunos expertos sobre olas llegaron
a la conclusión que esta ola seria en realidad, una ola formada por otras mas
pequeñas que se juntan, un fenómeno que ocurre en las aguas cercanas a la costa donde fue dibujada esta escena.

La gran ola rompiente de Kanagawa, La gran ola o La gran ola
de Kanagawa. Son los nombres con que es conocida esta pintura.

La obra de Hokusai, tuvo repercusión en muchos pintores
occidentales, que fuera de gran influencia en algunos de ellos, este es el caso
de Monet, Degas o Vincent Van Gogh y parte importante para que el compositor francés
Claude Debussy compusiera su sinfonía “El mar” en la cual exigió que la portada
fuese ilustrada por esta pintura.

Hokusai murió a la edad de 89 años y aun no se consideraba
un gran artista, ni siquiera habiendo realizado mas de 30 000 mil dibujos y
grabados. Fue un apasionado de su trabajo, el cual solía firmar sus obras como “El
loco de la pintura” sus últimas palabras fueron “Si el cielo me diera diez años
más, o una extensión de cinco años, de seguro me convertiría en un verdadero
artista”.

Comments

comments